Despertar.

mayo 28, 2013 § Deja un comentario

¿Hasta cuándo? ¿Cuánto durará este ir y venir del carajo? ¿Cuándo se acaba? ¿Por qué no ahora? ¿Qué he hecho para merecer este tormento? ¿Estoy muerto? ¿Vivo?

No es que quiera que se acabe o que sólo sean preguntas vacías en una noche por más larga y ociosa. Es que pienso que son estas y no otras las preguntas que los hombres debieran hacerse todas las mañanas al despertar. Nos darían perspectiva.

Yo.

mayo 28, 2013 § Deja un comentario

Te vas. Y ya se te hacía tarde. Me quedo y no fue demasiado temprano. Podré pensar en algún momento que no debiste, que fue error tuyo el haberte desviado de mi camino. Habrá momentos en que te sienta tan cercano.

Nunca fuiste. Sólo era yo dando vueltas y tumbos para marear a la soledad. Era yo. Siempre fui yo sin ti.

Sin recuerdos.

mayo 21, 2013 § Deja un comentario

Todas las vidas posibles se abalanzan sobre mis ojos. Las vidas que pude haber tenido; los hombres que pude haber sido; las muertes que se me han escapado. Mis ojos no lo toleran, me derrumbo ante lo grotesco de las posibilidades.

De qué me sirve el saber de la grandiosidad de las hermosas cosas que pude haber hecho si lo único que quiero es la tranquilidad de una muerte sin recuerdos. ¡Malnacida grandiosidad!

¿Dónde estoy?

Actualmente estás viendo los archivos para mayo, 2013 en Los Años Furiosos.